DECLARACIÓN DE FE

La doctrina de la Iglesia Unidos para Cristo
tiene su base doctrinal o credo en las Sagradas Escrituras, conocidas por la Santa Biblia.

La Biblia
La Biblia es la Palabra de Dios, inspirada, infalible, y verdad absoluta.
(2 Timoteo 3:16 )

La Trinidad
Hay un solo Dios, preexistente en tres personas: Padre, Hijo y Espíritu Santo.
(1 Corintios 8:6 )

El pecado
Es la pecaminosidad del hombre que lo ha privado de la gloria de Dios, y que solo el arrepentimiento y la fe en la obra expiatoria y redentora de Jesucristo pueden restaurarlo a Dios
( Romanos 3:23)

El Nuevo Nacimiento
El nuevo nacimiento por medio del Espíritu Santo es indispensable para la salvación del hombre pecador.
(Juan 3:5)

La salvacion
Creemos en la salvación por medio de Jesús que es el Hijo de Dios.
( Juan 3:16)

Jesucristo unico Salvador
Nuestro Señor Jesucristo. Fue nacido de una virgen, vivió una vida sin pecado, hizo milagros, murió una muerte vicaria pagando por el pecado de la humanidad. Fue resucitado corporalmente de la muerte, ascendió a la diestra de Dios Padre, y regresará personalmente lleno de poder y gloria.
(Isaías 7:14; Rom. 8:34; Hechos 1: 9).

Bautismo
Creemos en el bautismo por inmersión en agua, en el nombre de el Padre, hijo y Espiritu Santo.
( Mat. 28:19)

Por el Espiritu Santo
En el bautismo por el Espíritu Santo que Dios nos dio a través de la intercesión de Cristo, con la evidencia inicial de hablar en otras lenguas como Él quiere
(Hechos 1.5; 2.4; 10.44-46; 19.1-7)

Dones Espirituales
Los dones espirituales distribuidos por el Espíritu Santo a la Iglesia para su edificación, de acuerdo con su voluntad soberana
(1 Cor. 12: 1-12).

La santa Cena
Celebramos la cena de el Señor recordandole.
(1 Corintios 11:24-25)

La Iglesia
La Iglesia Local, es la base principal establecida por Dios, para la actividad evangelística en el mundo,siendo miembros de el cuerpo de Cristo.
(1 Corintios 12:27)

La Segunda venida de Cristo
Creemos en la Segunda Venida de nuestro Señor Jesucristo.
(1 Tesalonicenses 4:16-17)

Santificación
El Espíritu Santo mora en cada creyente y lo capacita para vivir una vida santa y victoriosa.
(Hb 9.14 e 1Pd 1.15).

Resurrección
Tanto los salvos como los perdidos resucitarán de entre los muertos; los salvos resucitarán para vida eterna y los perdidos para condenación eterna.
(Ap 20.11-15).